viernes, 27 de julio de 2007

Lanzada



Esta es una foto que saqué en La Lanzada, en Galicia.


La cuestión es que desde anoche estaba pensando en acompañar esta imagen con algún poema y de pronto me di cuenta de que no conozco ninguno que pueda servir.


Cuando pienso en el mar siempre acuden a mi mente los versos de Espronceda:


"La luna en el mar riela,

en la lona gime el viento

y alza en blando movimiento

olas de plata y azul".


Pero como es evidente, en la foto es de día y no aparece la luna por ningún sitio, así que queda descartado.


Los siguientes versos que me salieron son "quiero morir cuando decline el día / en la alta mar y con la cara al cielo", lo que pasa es que me siento demasiado feliz para ponerme a hablar de muertes.


De pronto vino a mi cabeza Alberti, pero le cogí manía hace tiempo y lo deseché de inmediato.


En inglés tan solo recuerdo un soneto de Shakespeare sobre el tema: "Like as the waves make towards the pebbled shore,/so do our minutes hasten to their end", pero me apetece un poema sencillo, sin símiles ni metáforas, sin artificios, un poema que sea mar, arena blanca y brisa mezclada con espuma de las olas.


Entonces apareció una vieja canción que no puedo evitar tararear cuando veo el horizonte azul: "mirando al mar soñé/ que estaba junto a ti". Era perfecto. Es verdad que es una canción, pero es parte de mí así que a pesar de que ya estaba acostado me levanté a escuchar la canción. Cuando me la puse fue desolador. Continúa así:/Mirando al mar sólo sé que sentí/que acordándome de ti lloré y lloré".


Ahí fue cuando me di por vencido. No he conseguido encontrar en mi memoria un solo poema que refleje lo que yo siento cuando veo el mar. Ni uno solo que sea alegría, emoción contenida cuando bajas la ventanilla del coche para que los pulmones se llenen de ese aroma, ni uno solo que me haga reir.

Si alguien sabe alguno...

2 comentarios:

mary shelley dijo...

Yo tengo dos. Bueno, tres, pero uno es de mi marido (¿cómo pude enamorarme de un hombre llamado Percy?), así que ese no lo pongo para que nadie me acuse de nepotismo o de tratar de hacerle publicidad gratis a mi familia.

Uno es de John Masefield, que escribió los poemas marítimos que más me gustan. Este se llama "Sea Fever", y es un poco en plan pirata, la botella de ron y todo eso. Es que la única bandera que me gusta en realidad es la de la calavera con las tibias cruzadas:

I must down to the seas again, to the lonely sea and the sky,
And all I ask is a tall ship and a star to steer her by,
And the wheel's kick and the wind's song and the white sail's shaking,
And a grey mist on the sea's face, and a grey dawn breaking.

I must down to the seas again, for the call of the running tide
Is a wild call and a clear call that may not be denied;
And all I ask is a windy day with the white clouds flying,
And the flung spray and the blown spume, and the sea-gulls crying.

I must down to the seas again, to the vagrant gypsy life,
To the gull's way and the whale's way where the wind's like a whetted knife;
And all I ask is a merry yarn from a laughing fellow-rover
And quiet sleep and a sweet dream when the long trick's over.

El otro es de e. e. cummings, (que siempre escribía con minúsculas), de un norteamericano, para que tampoco me acusen de nacionalista. Por lo que sé, no tiene título:
maggie and millie and molly and may
went down to the beach (to play one day)

and maggie discovered a shell that sang
so sweetly she couldn't remember her troubles,and

millie befriended a stranded star
who's rays five languid fingers were;

and molly was chased by a horrible thing
which raced sideways while blowing bubbles:and

may came home with a smooth round stone
as small as a world and as large as alone.

For whatever we lose (like a you or a me)
it's always ourselves we find in the sea.

La última línea me parece preciosa. Y verdadera.

Volveré (y abriré un debate sobre Harry Potter).

Silverado dijo...

Muchas gracias!!! Me han gustado muchísimo!!!! Ya los he leído y releído varias veces!!. Me los guardo para mi repertorio personal. Ya me veo gritando en la playa "I must down to the seas again" (cummings es más intimista, no es para ir gritándolo).

Vuelve pronto(y abre ese debate cuando quieras!).